miércoles

Nueva vía une a pueblos llaneros de Cundinamarca

En un mes entra en operación la carretera que conecta a todo el oriente,Casi un día demoran las personas que quieren ir por carretera de Bogotá a Medina, uno de los municipios llaneros de Cundinamarca, pero ahora ese traslado solo tardará seis horas.  

Esto es posible gracias a la nueva carretera que comunica a los municipios de la provincia del Guavio (Guasca, Gachetá, Junín, Ubalá y Gachalá) con el extremo oriente del departamento. La obra, que hace más de 20 años está en ejecución, se dará al servicio el 16 de diciembre.
 

Hasta ahora, quienes quieren pasar de las poblaciones del Guavio a los municipios de Medina y Paratebueno deben ir primero a Bogotá y tomar la vía al llano o hasta Chocontá y dirigirse a Guateque (Boyacá). Esa vuelta se puede hacer en casi un día. La nueva vía tiene 200 kilómetros y algunos de sus tramos son corredores secundarios y otros, terciarios; el 65 por ciento está pavimentada, y principalmente será para el tránsito de vehículos pequeños y de pasajeros.


"Durante muchos años la región del Guavio ha querido comunicarse directamente con los llanos, porque cuando la vía Bogotá - Villavicencio se tapona no hay forma de pasar. Este sueño de muchos se convirtió en realidad y la nueva carretera servirá para ser vía alterna o para acortar distancias",
explicó Fabio Corredor, subgerente de Infraestructura del Instituto de Infraestructura y Concesiones de Cundinamarca (Iccu).
Con recursos de la Gobernación y del Fondo Nacional de Regalías (FNR) se arreglarán los tramos sin pavimentar entre Guasca y Gachetá. Se estima que hay 35 kilómetros sin carpeta asfáltica.
 

Para conectar a esta región limítrofe con el Meta, fue necesaria la construcción de tres puentes: en el río Trompetas, en el río Cristalino y en el río Gazaunta (aún sin terminar). Todo el proyecto contó con una inversión cercana a los 280 mil millones de pesos. 

Desarrollo para la región


Según el funcionario del Iccu, el proyecto vial generará efectos positivos en la región del Guavio porque permitirá la comercialización de sus productos agrarios y lácteos, así como la explotación de materiales de construcción con destino a Bogotá.
 

"Esta carretera servirá para desembotellar al oriente de Cundinamarca, porque los viajeros se estancaban en Ubalá, hasta donde llegaba la vía" , dijo José Evelio Ruiz, alcalde de Ubalá.


Por su parte, el alcalde de Gachalá, Jaime Ernesto Correal, manifestó que esa construcción descongestionará a una región que abastece el 70 por ciento del agua que consume la sabana de Bogotá.

Fuente:
eltiempo.com